Coquetear: Las diferentes personalidades

Seducir, flirtear o coquetear son palabras que la mayoría de los hombres ha escuchado con el pasar del tiempo. Es más, muchos se pueden identificar con estas. Acaso, ¿quién no ha tratado de coquetear con una mujer atractiva? Además, es un buen tema de conversación entre amigos. Esas historias que se cuentan son más que entretenidas, ¿o no? Pueden pasar las horas y nadie se da cuenta. Al mismo tiempo, ¡es perfecto para compararse con los demás! Por eso déjame preguntarte, ¿cómo es tu personalidad de coquetear?

Se puede ver a un hombre sumergido en el agua hasta los ojos. Tiene una mirada seductora y profunda. La imagen esta en blanco y negro. Pelo corto y cejas negras. Parece tener una fuerte personalidad para coquetear.

Existen diferentes formas, estrategias o papeles que un hombre puede adoptar en ese momento. Es algo que se desarrolla con la personalidad y las motivaciones. El grado de éxito depende de la mujer y de la interacción. Es decir, no existe una personalidad de coquetear más exitosa que la otra. Todo depende del gusto, de la necesidad y de otros factores. Por ende, este articulo no es un llamado de atención para cambiar tu forma de ser. ¡No! Es un texto informativo, nada más.

Por ende, ¡comencemos!

Las personalidades de coquetear

Vemos dos personas que disfrutan de un brunch. Toman cafe o te y sostienen la mano del otro. Un forma subtil de coquetear.

Pues, en total son cinco personalidades. ¿Tienes alguna idea de cuales podrían ser? Seguramente te vas a dar cuenta en un rato. Sin embargo, ¡empecemos con la más divertida de todas!

El juguetón

¿Qué es lo que hace un juguetón? Exactamente, le encanta jugar. Es su naturaleza, por así decir. Le es difícil tomar las cosas de forma seria. La diversión esta siempre en el primer plano y se deja guiar por este motivo. En otras palabras, se mueve de travesía en travesía.

En la imagen vemos dos personas del sexo opuesto que están teniendo un buen tiempo juntos. Ambos rien y se nota que disfrutan de la compania.

La relación con una mujer está unida a este motivo. Busca el placer y disfrutar de un buen rato. Es flexible y no procura una relación estable. La aventura y el deseo calman al niño interior de este tipo de hombre. Su estrategia de coquetear se vincula con estas características. ¡No es solamente un flirteo! ¡Es una conquista, un reto! Por ende, hace todo para llegar a su objetivo. Es muy carismático y sabe lo que la mujer quiere escuchar.

El serio

Este tipo es completamente lo opuesto al juguetón. El nombre ya lo dice todo. Las travesías y los momentos de placer fugaces no forman parte de su interés. Están en segundo plano y no define sus motivos a partir de estas virtudes.

La foto esta centrada en dos personas. Se ven sus cuerpos pero no sus caras. El hombre sostiene un libro y le muestra algo a la mujer. Que serio es este encuentro. Sentados en un sillon a las afueras.

El serio busca una relación estable con una mujer. Procura la conexión emocional y sentimental. Quiere a alguien que comparta los mismos intereses. Por esa razón, coquetea de una forma diferente. Puede ser carismático, no cabe duda. Sin embargo, las conversaciones se dejan guiar por sus ambiciones, intereses y objetivos en la vida. Al fin y al cabo, quiere establecer una relación duradera.

El amable

Por seguro conocen a alguien que se identifica con este tipo, ¿no cierto? Este tipo es muy común y se encuentra en casi cualquier circulo social. La característica que más sobresale es el pedir disculpas. En cualquier situación ofrecen sus disculpas, en especial, cuando se sienten inseguros. Parece ser un mecanismo para dar una buena impresión. Eso es lo que se debe hacer en el momento de conocer a alguien, ¿o no?

Podemos ver un encuentro romantico tipico de alguien que merece ser la pareja del otro. El chico alisto en su auto un lugar ameno para ella. Su personalidad de coquetear debe ser de forma amable, no hay otra explicación.

Los valores personales juegan un rol muy importante para él. El amable se caracteriza por ser bien educado y confiable. Los fines que persigue son completamente diferentes a los del juguetón. Aventuras y travesías las evita. Lo que quiere es una relación romántica. Toma las cosas con seriedad, pero procura mantener y establecer un ambiente cálido. Él es perfecto para tenerlo como pareja.

El tradicional

Un caballero de la vieja escuela. No existe gran diferencia con el amable. Las razones para coquetear con una mujer son, de hecho, las mismas. Busca una relación romántica y duradera. No quiere una simple aventura. Es un hombre que busca a la indicada.

Podemos ver a una pareja que disfruta de un dia en el jardin. Estan sentados sobre un banco y se sotienen ambos. Observan una casa, seguramente, la de ellos. Es la personalidad de coquetear tradicional, ya que visten y parecen ser de la vieja escuela.

A diferencia del estereotipo anterior, el tradicional mantiene los esquemas de coquetear antiguos. Es decir, el hombre debe dar el primer paso. El hombre tiene que ser el fuerte y dominante. La mujer es una flor delicada. De esta manera, es como el tradicional ve las cosas.

El corporal

El contacto físico es la razón para su actuar. Las conversaciones profundas no son de su estilo. El busca la cercanía, la intimidad y el calor corporal.

La imagen muestra a la personalidad del corporal, en terminos de coquetear. Hay dos personas que buscan la cercanía del otro. Él le dice algo al oído durante un evento.

Se deja llevar por la pasión que sienten en su interior. Su necesidad se basa en satisfacer y calmar ese deseo. La química es el factor que más le importa, sin ella no se puede.

Es bien interesante, ¿no cierto?  Pues, déjame preguntarte nuevamente, ¿cómo es tu personalidad de coquetear? Es más, ¿conoces algún otro tipo? ¡Compártelo con nosotros!